La estrategia municipal Antirumores Jerez cumple su primer año

La Estrategia de sensibilización Antirumores Jerez ha cumplido su primer año y estamos orgullosos de comunicar que ya son cinco los Espacios educativos Libres de Rumores que se han constituido en Jerez: CEIP Al Andalus, las AMPAS de Tartessos, Seritium e Isabel la Católica, y el módulo de integración social del IES Santa Isabel de Hungría. Ayer en rueda de prensa compartíamos junto a Flampa Jerez las experiencias de un año en el que se ha trabajado poniendo el foco en la comunidad educativa para poder brindar a nuestros niños y niñas espacios de paz, respeto y convivencia.

“Jerez es una ciudad solidaria, diversa, rica, plural. Somos la primera ciudad de Andalucía en contar con una Estrategia Antirumores Municipal” – Carmen Collado Jimenez, teniente de alcaldesa responsable de Acción Social.

“Como centros educativos que trabajamos con niños y niñas, esta formación nos ayuda mucho a poder abordar estos rumores y noticias falsas que generan mucho desgaste en el día a día en la comunidad educativa. Seguiremos profundizando en esta estrategia y animamos al resto de centros educativos de Jerez a que se sumen” -declaraba Jesús Galloso, el director del CEIP Al Andalus, un centro que tiene un alumnado de 30 nacionalidades diferentes.

“Constituirse como espacio libre de rumores no es sólo recibir la formación, es adquirir un compromiso de seguir formándose y aplicando esta estrategia en su entorno. No os podéis imaginar la capacidad de influir en su entorno que tiene cada persona” -declaraba Francisco Morales, director de CEAIN Jerez

“Los padres y madres tenemos mucho que decir, tenemos que estar formados y preparados para frenar los rumores y crear escuelas inclusivas”-declaraba Geli Sánchez, presdenta de Flampa Jerez.

 

Formamos a nuevos agentes antirumor en el Banco del tiempo de CEAin

En CEAin volvemos a formar a agentes anti rumores, en esta ocasión de la mano de los integrantes del Banco del Tiempo. La sesión fue especialmente enriquecedora porque contó con testimonios directos de personas de Camerún y Senegal que habían vivido un proceso migratorio y pudieron aportar su perspectiva.

Ana Herica Ramos, mediadora intercultural de CEAin y formadora de Stop Rumores, dio a los asistentes las herramientas fundamentales para ser un buen agente anti rumor, destacando más que la mera aportación de cifras o datos, una aproximación emocional: “No siempre es el momento de desmontar un rumor, un agente antirumores tiene que saber distinguir aprovechar los momentos en los que es propicio un diálogo, evitar las confrontaciones que no van a llevar a ningún resultado porque la persona que tenemos delante no está en disposición de escuchar”. Y añadía además que había que comprender que a menudo los rumores y falsas creencias son la consecuencia del tipo de educación, bagaje y miedos que tienen las personas, y  revertir todo eso es una labor siempre a largo plazo, que requiere de empatía y respeto, como una siembra que va dando sus frutos.

Se destacó también la importancia de trabajar continuamente en una convivencia real, que vaya más a allá de la mera coexistencia. El motivo lo explicaba Ana Herica con un ejemplo muy claro:

“Si tenemos un campo bien cuidado, regado a diario, verde, fresco… y un día alguien prende una cerilla y la lanza a este campo ¿qué pasaría? Muy probablemente esa pequeña llamita se extinguiría en seguida por la frescura y humedad de la hierba. Ahora bien, si tenemos un campo que nunca atendemos, ni regamos, ni cuidamos, que está seco, árido y lleno de matojos… ¿qué ocurre si alguien prende y lanza una cerilla? Pues que en poco tiempo todo se incendia.”

Sin duda la formación de stop rumores es una manera de cuidar ese campo que representa el espacio en el que todos convivimos para que los discursos de odio no se propaguen destruyendo la paz.